Qué es la reagrupación familiar en España

Una persona extranjera en España tiene derecho a reagrupar en España a los siguientes familiares:

  • el cónyuge de la persona extranjera residente en España
  • los hijos de la persona residente en España y su cónyuge
  • los menores de dieciocho años y los mayores de edad en determinadas circunstancias
  • los ascendientes en primer grado del reagrupante y su cónyuge

En cada uno de los casos anteriores hay que cumplir una serie de requisitos. Te contamos cuáles esas condiciones que hay que cumplir en cada caso.

Requisitos para la reagrupación familiar del cónyuge

Para poder obtener la reagrupación familiar la persona extranjera residente en España y el cónyuge:

  • No pueden estar separados de hecho o de derecho
  • No se haya declarado matrimonio en fraude de ley
  • No se puede reagrupar a más de un cónyuge, aunque la ley personal del extranjero admita esta modalidad matrimonial.

Requisitos si el residente en España ha estado casado dos o más veces

Si la persona extranjera residente se encuentra casada en segundas o posteriores nupcias, sólo podrá reagrupar con él al nuevo cónyuge. Para ello tendrá que acreditar:

1.- Que la disolución o disoluciones de los matrimonios anteriores ha tenido lugar tras un procedimiento jurídico que fije la situación del cónyuge anterior y de sus hijos comunes en cuanto a:

  • uso de la vivienda común
  • pensión compensatoria a dicho cónyuge
  • alimentos que correspondan a los hijos menores o mayores en situación de dependencia.

En caso de disolución por nulidad, es necesario que hayan quedado fijados los derechos económicos el cónyuge de buena fe y de los hijos comunes, así como la indemnización, si procede. 

Requisitos para la reagrupación familiar de los hijos

1.- Se puede reagrupar a los hijos del residente extranjero y del cónyuge, incluidos los adoptados cuando:

  • sean menores de 18 años
  • sean personas con discapacidad que no sean objetivamente capaces de proveer a sus propias necesidades debido a su estado de salud.

2.- Cuando se trate de hijos o hijas de uno de los cónyuges se requerirá, además:

  • que el progenitor que solicita la reagrupación ejerza en solitario la patria potestad o
  • que se le haya otorgado la custodia y estén a su cargo

3.- En el supuesto de hijos adoptivos deberá acreditarse que la resolución por la que se acordó la adopción reúne los elementos necesarios para producir efecto en España.

Requisitos para la reagrupación familiar de los ascendentes

La persona extranjera en España tiene derecho a reagrupar en España a sus ascendientes en primer grado y los de su cónyuge en los siguientes casos:

  • cuando estén a su cargo
  • sean mayores de 65 años
  • existan razones que justifiquen la necesidad de autorizar su residencia en España
  • cuando concurran razones humanitarias podrá re-agruparse a los ascendientes menores de 65 años.

Más cosas que tienes que saber sobre la reagrupación familiar en España

1.- Las personas extranjeras que hayan adquirido la residencia en virtud de una reagrupación previa podrán reagrupar a propios familiares.

Para ello deben contar con una autorización de residencia y trabajo, obtenida independientemente de la autorización del reagrupante.

2.- Los ascendientes reagrupados sólo podrán reagrupar a otros familiares cuando tengan la condición de residentes de larga duración y acrediten suficientes medios económicos.

  • Excepción: los ascendientes reagrupados que tengan a su cargo a uno más hijos menores de edad o hijos con discapacidad que no sean objetivamente capaces de proveer a sus propias necesidades debido a su estado de salud, podrán ejercer el derecho de reagrupación sin necesidad de haber adquirido la residencia de larga duración.

3.- La persona que mantenga con un extranjero residente una relación de afectividad análoga a la conyugal, como por ejemplo pareja de hecho, se equiparará al cónyuge a todos los efectos.

Para ello es necesario que dicha relación esté debidamente acreditada y reúna los requisitos necesarios para producir efectos en España.

  • Las situaciones de matrimonio y análoga relación de afectividad se considerarán incompatibles entre sí.
  • No podrá reagruparse a más de una persona con análoga relación de afectividad, aunque la ley personal del extranjero admita estos vínculos familiares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos:

Responsable: Beatriz Moreno Rodríguez

Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: responder a los comentarios enviados a través de la web

Legitimación: Consentimiento del interesado/a.

Destinatarios: No se comunican datos a terceros

Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario  así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.