Los herederos forzosos

Quienes son los herederos forzosos

Los herederos forzosos son aquellas personas que por c*jones por imperativo de la Ley tienen que heredar, al menos, una determinada parte de la herencia.

A los herederos forzosos se les llama también herederos legitimarios.

Dentro de los herederos forzosos existen diferentes niveles de prioridad, según el vínculo que tengan con la persona fallecida (sanguíneo o marital).

La sucesión forzosa se encuentra definida en los artículos 806 a 822 del Código Civil.

Según el Código Civil existen tres tipos de herederos forzosos: los descendientes, los ascendientes y el cónyuge. Es importante este orden, ya que la ley contempla que se de prioridad a unos sobre otros.

Son herederos forzosos:

1.° Los hijos y descendientes respecto de sus padres y ascendientes.

2.° A falta de los anteriores, los padres y ascendientes respecto de sus hijos y descendientes.

3.° El viudo o viuda en la forma y medida que establece este Código.

Los descendientes

En el primer nivel de herederos forzosos nos encontramos a los descendientes. Es decir, los hijos naturales o adoptivos de la persona fallecida.

Los descendientes tienen derecho a dos tercios de la herencia repartida a partes iguales y otro tercio según haya dispuesto el testador en el testamento (el tercio de mejora).

Los descendientes tienen derecho primario sobre los bienes de dicha persona.

Los ascendientes

En el segundo nivel de herederos forzosos nos encontramos a los ascendientes. De este modo, el padre y la madre de la persona fallecida tendrán derecho a recibir una parte de la herencia, en caso de que la persona fallecida no tenga descendientes.

Sólo tienen derecho en caso de que el fallecido no tenga hijos. Tendrán derecho a la mitad de la herencia, o bien a un tercio si concurren con el cónyuge viudo.

El cónyuge

El tercer nivel de herederos forzosos se corresponde con el cónyuge.

En este caso, se da una asociación legal por matrimonio, es un parentesco por afinidad. El cónyuge no tiene derecho a la propiedad de los bienes pero sí al usufructo de los mismos mientras viva.

El cónyuge tendrá derecho a una parte de la herencia sólo cuando la persona fallecida no tenga descendientes ni ascendientes.

Si hay ascendientes, tiene derecho al usufructo de la mitad; si hay descendientes tiene derecho al usufructo del tercio de mejora. En el caso de que no existan ni descendientes ni ascendientes, tendrá derecho al usufructo de dos tercios de la herencia. Por lo general este usufructo dedicado al cónyuge tiene que ver con el uso de la vivienda habitual.

Puedes leer más sobre la legítima del cónyuge aquí.

La legítima

Hemos dicho que los herederos forzosos son aquellos que tienen que heredar una parte de la herencia por narices.

¿Cómo se llama esa parte de la herencia?

Efectivamente, la parte de la herencia que tiene que ir sí o sí a determinados herederos recibe el nombre de la legítima. Quesito naranja para tí.

Puedes leer más sobre los misterios de la legítima haciendo clic aquí.

¿Quién hereda cuando no hay herederos forzosos?

Puede ocurrir que la persona fallecida no tenga descendientes, ascendientes ni cónyuge.

¿Qué sucede entonces?

En este caso, el resto de parientes pasan a convertirse en los herederos. Si solo hay herederos colaterales, son los hermanos/as y sobrinos/as los que adquieren el lugar preferente.

Estos se repartirán en partes iguales la herencia en cuestión. No obstante, debemos hacer hincapié en las distintas situaciones que se pueden desarrollar ante la falta de herederos forzosos:

– En caso de haber solamente hermanos de doble vínculo, es decir, hermanos de padre y de madre, estos heredarán a partes iguales.

Si se da el caso de que solamente haya hermanos de doble vínculo y medio hermanos, los primeros heredarán el doble que los segundos.

Si sólo hay medio hermanos estos recibirán la herencia en partes iguales.

¿Y si no tiene hermanos o sobrinos? Entonces, serán considerados como herederos legales los demás parientes en línea colateral hasta cuarto grado. Es decir, los primos, hermanos de abuelos y nietos de los hermanos.

En los casos en los que se produzca una falta total de parientes será el Estado quien asuma la herencia.

La no aceptación de la herencia por algún heredero forzoso

En ocasiones el reparto de la herencia se puede ver dificultado por que alguno de los herederos forzosos rechace la herencia.

Tanto en el caso de que haya testamento como si no, los herederos deben aceptar la herencia o renunciar a ella como condición para que se pueda efectuar la partición del caudal hereditario.

Herederos legales

Se conoce como herederos legales a aquellos herederos determinados por la ley cuando el fallecido no deja testamento. Coinciden con los herederos forzosos:

  1. En primer lugar, los hijos o descendientes.
  2. El viudo o viuda tiene derecho al usufructo viudal, que es una tercera parte de la herencia.
  3. Si no hay descendientes, heredan los ascendientes.
  4. En su defecto heredan los parientes colaterales hasta cuarto grado.
  5. Por último, en el caso de no existir herederos legales, los bienes pasan al Estado.

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos:

Responsable: Beatriz Moreno Rodríguez

Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: responder a los comentarios enviados a través de la web

Legitimación: Consentimiento del interesado/a.

Destinatarios: No se comunican datos a terceros

Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario  así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.